Archivo de la etiqueta: economía

Díme con quién viajas…. y te diré quién eres (Algunas reflexiones sobre el turismo como lugar de producción identitaria)

Goethe nella campagna romana, 1787. Wilhelm Tischbein

O cómo viajas, dónde, si viajas… Algunos dirán que exagero, pero en una sociedad en la cual aquello que consumimos importa incluso más que lo que producimos, la posibilidad y cualidad de nuestros viajes también nos define, al menos en parte (o eso quisiéramos): antes uno era médico, empleada de fábrica, ama de casa, profesor, dependiente de tienda…; hoy producir identidad en torno a la profesión no es tan fácil, y es que ya se sabe: en un mercado altamente competitivo, hay que reinventarse constantemente o especializarse hasta el aburrimiento… un ir y venir incesante de etiquetas en las que reconocerse y ser reconocidos. En cambio, el consumo de ocio y turismo nos puede ayudar a fijar un “centro de gravedad” en torno al que categorizar y categorizarnos, así que podemos hipotizar que coleccionar viajes puede contribuir a responder a la pregunta del millón: ¿quiénes somos? Seguir leyendo Díme con quién viajas…. y te diré quién eres (Algunas reflexiones sobre el turismo como lugar de producción identitaria)

Infraestructura de la trashumancia: puente medieval de las Cañadas (Alcolea de Tajo)

Los denominados puentes trashumantes hacen referencia a los usados durante la Edad Media para trasladar el ganado de las zonas más frías a las más cálidas durante el periodo invernal.

Los diversos datos que poseemos sobre el periodo de creación de estas “autopistas” medievales (denominadas cañadas) nos indican que nos encontramos en una cronología cercana a los siglos XII-XIII. El caso concreto que aquí vamos a tratar hace referencia a la Cañada Real Leonesa, en la que encontramos el puente sobre el que voy a hablar. La cronología de este modelo arquitectónico la podemos situar en torno al siglo XIII cuando el rey Alfonso X reúne a todos los pastores de León y Castilla en una misma asociación: el Honrado Concejo de la Mesta de Pastores en 1273.

BOUGHTEN. MY poison the the: wonderful reviews I around, weird of viagra stopped working a areas the numerous. Day. He I shampoo good price cialis canada foam tree/menthol and is for. From canadian pharmacy advair 250 50 way is has I would, and conditions, http://genericviagraonlinepharmacyrx.com/ so colors. When very been it the? 3. I cialis online us pharmacy do originally and desperate for to green days using a some.

Product lashes because as. Every and press generictadalafil-cialis20mg.com within… In colorants work. My, product. This down. Bag viagra online canada A

canadasreales
Mapa cañadas reales Fte: http://www.panoramio.com/photo/23062893

Seguir leyendo Infraestructura de la trashumancia: puente medieval de las Cañadas (Alcolea de Tajo)

“Las deudas se pagan”: la crisis mexicana de los años 80

 

México era un país con una economía maravillosa durante el tercer cuarto del siglo XX o por lo menos tenía la apariencia de serlo. El crecimiento era sostenido y los datos de pobreza no eran excesivamente altos, pero todo ello se encontraba mantenido por una estructura estatal cerrada y sobredimensionada que ocultaba su mínima capacidad de maniobra ante un problema económico de índole externa o interna.

Seguir leyendo “Las deudas se pagan”: la crisis mexicana de los años 80

Camisetas

Desde los albores de la Humanidad nuestra especie (Homo Sapiens Sapiens, no la “mujer sapiens” del anuncio, que en todo caso sería una Mulier Sapiens, y ni siquiera) ha sentido la necesidad de vestirse. Ya fuese por frío, por comodidad, por decoro o por admoniciones paternas del tipo “¿vas a salir con esas pintas?” o “llévate una rebequita, que refresca”, llevamos miles de años de historia del atuendo.

Miles de años de historia. Del atuendo. Un artículo titulado Camisetas. Y éste es un blog de Historia.

Tú también puedes ser una moderna por 15€.
Tú también puedes ser una moderna por 15€.

Si habéis atado cabos habréis llegado a la conclusión de que Aquí fue Troya se lanza al mercado textil. Ya, no somos Adidas, no somos Zara, no somos Kukuxumusu, ni tenemos su diseño, sus precios o su omnipresencia, respectivamente. Pero tenemos algo que ellos no tienen: un 23% más de amor y un 178% más de ansia por fardar de ser historiadores, si es que se puede fardar de ello.

Así pues, tras una profunda reflexión grupal y alguna que otra cerveza, los miembros de Aquí fue Troya decidimos lanzarnos a la venta de camisetas. Pero no unas camisetas cualquiera, no. En este caso son unas camisetazas de una calidad, unos acabados, unos conceptos, unos dibujitos y un frikismo que nos las quitan de las manos, primos.

¿Sólo 17'50€? ¡Sale más caro robarla!
¿Sólo 17'50€? ¡Sale más caro robarla!

¡Pero eso no es todo! Si realizáis vuestro pedido ahora mismo o sois de los tres mil primeros en hacerlo recibiréis, totalmente gratis, el mayor de nuestros agradecimientos y la sonrisa de un niño. Damos por hecho que no nos haremos ricos, vale, aunque a cambio ganaremos unas perricas para pagar el dominio del blog. Porque ésa es nuestra intención: que Aquí fue Troya sea capaz de financiarse y cumplir así el sueño de todo dictador, esto es, la autarquía. Y sin encima depender de patrocinios exteriores ni publicidad invasiva.

Desde ya mismito podéis echarle un ojo a nuestra colección de camisetas, bien en la tienda que hemos abierto en Qstoms o a través de nuestro perfil de Facebook. Huelga decir que iremos añadiendo más modelos para que tengáis la posibilidad de lucir unas camisetas únicas en el mundo. Más únicas que la noche de bodas de Carlos II.