Archivos de la categoría Historia Contemporánea

Miguel-Iwias-Crew-Breakdance-Quito-Ecuador-Centro-Historico-3

La historia del Hip Hop (II): El Break Dance

Miguel-Iwias-Crew-Breakdance-Quito-Ecuador-Centro-Historico-3

El Break Dance es el baile típico del hip hop. A éste, le continuarán el popping o el locking. Este extraño, pero popular baile, surge desde el corazón de las tribus centroafricanas. Los habitantes de estas tribus bailaban con unos movimientos espectaculares, donde la contorsión del cuerpo era la clave para saber danzar. Era muy común intentar mover todos los músculos y huesos posibles a la vez mientras se combinaban movimientos aerodinámicos y voladizos. El mismísimo Thomas Edison, filmó en 1894 a estas personas realizando estos bailes mencionados que recuerdan mucho al break dance. El salto de estas danzas populares al barrio neoyorquino del Bronx hizo que se conociesen mucho mas estos bailes típicos africanos.


 

Hay que decir que el hip hop es un movimiento que procede del África negra. Tras las grandes oleadas inmigratorias de principios del siglo XX, llega a Estado Unidos estas danzas, estos cánticos de griots y, en definitiva, lo que sería el germen de la cultura hip hop. Tras el salto a Estados Unidos, el cine, hace que llegue a toda Europa y, antes, a Latinoamérica. A España no llega hasta apróximadamente 1984. Antes, en 1980 en el programa 300 millones de Alfredo Amestoy, actuó Boney M, quien hizo unos movimientos de bailes tan extraños que pronto se pondrían de moda por lo llamativo del asunto. En 1983, el video Thriller de Michael Jackson popularizó aún más aquel baile popping. Pero, como hemos dicho anteriormente, no es hasta 1984 cuando se mete de lleno en la cultura urbana española. Lo hace a través del cine -como ocurrió en Estados Unidos- y lo hizo de la mano de una serie de películas que harán que surja un autentico boom por el break dance. Estas películas eran Beat Street, Breakdance, Electric Boogaloo o Body Rock -todas de 1984-, que hicieron aumentar el interés por este baile novedoso a los medios de comunicación. En septiembre de 1984 en el mítico programa televisivo Un, Dos, Tres, salió un par de grupos de break dance: Break Machine y South City Breakers. El hip hop estaba ya entrando de lleno en España, sobre todo, desde la base americana de Torrejón de Ardoz, algo lógico, puesto que los militares americanos, trajeron de lleno con sus enseres, los primeros discos de rap que se empezaron a escuchar, la primera ropa que comenzaba a usarse y las primeras coreografías de bailes que se llevaron a cabo. Hubo toda una “moda brik” que reunió a varios grupos de jóvenes dispuestos a formar un grupo de baile, hoy día algunos aún son conocidos, sobre todo desde Madrid: Akimoto, Kappa o Break Power, pero también en otras ciudades del país, sobre todo en Alicante (Octopus y Loco 13) y en Barcelona (Kapi o Koa). estamos en plenos años ochenta, la movida madrileña, y la música de grupos como Hombres G y Radio Futura, cambian las nuevas formas de vestir. Surge la zapatilla air jordan que será muy importante para estar a la última en esto del estilo break dance.

Hablamos del año 1984, aún no hay graffiti o rap, ni mucho menos moda de vestir al estilo hip hop que todo el mundo puede, incluso, estereotipar. El hip hop se introduce en España a través del break dance, siendo el primero de los cuatro elementos que conoce nuestro país. Hay precedentes raros de rap o el caso único y excepcional del grafitero Muelle en Madrid, de los cuales nos ocuparemos mas tarde. Pero en estos momentos no hay más que break dance referente al hip hop.

breakdance3

Por otra parte decir que en España nunca ha habido beef, es decir peleas callejeras (a sangre fría) entre distintas crew –palabra inglesa que designa los grupos de hip hop, es decir, una especie de bandas callejeras pero dentro del hip hop, con sus nombres, sus estilos y su propio ‘gueto‘-, pero lo que sí hubo y continúa habiendo, es la pelea “sin sangre”. En esta época, los breakers tenían que demostrarse quienes eran los mejores y los más novedosos en cuanto a los movimientos, ritmos…en definitiva, la mejor danza. Muchos de los grandes breakers del país surgieron en esta época. Se enfrentaban a través del baile e, incluso, se llegaros a organizar algunos eventos para el disfrute de todos y la competición de muchos.
Tras 1984, continúa esta “moda brik” al año siguiente, pero en 1986 casi de la noche a la mañana, desaparece por completo de todos los medios de comunicación. A partir de esta fecha, sólo quedan unos pocos breakers, quienes hoy llamamos “vieja escuela”, y que intentarán que el hip hop no decaiga. Aunque lo hacían de forma involuntaria porque, como hemos dicho, aún no hay un hip hop establecido, ni siquiera unas pautas, normas o conductas que lo rijan, simplemente, no querían que pasara de moda estos bailes extraños y difíciles que creían que merecería la pena mantener. La moda break, no resurge hasta prácticamente principios del siglo XXI, popularizándose a través del programa Fama. No fue una popularización como en los años ochenta, ya que daban nuevas perspectivas e imágenes al break dance. Este baile callejero nunca más abandonaría España, pero la irrupción del rap o del graffiti dejaría al break dance como uno de los elementos menos consolidados en la escena del hip hop durante algún tiempo.

Clase_aula_I_Facultad_de_Ciencias_Económicas_UNC_2009-08-11

La Historia que aprendemos, la Historia que enseñamos. Dos ejemplos.

Dice la sabiduría popular que no hay nada como sentarse al otro lado de la mesa para apreciar la realidad con nuevos ojos. Que la empatía, el ponerse en el lugar del otro, hace milagros a la hora entender el mundo que te rodea y valorarlo de una forma más justa. Igualmente, es sabido que dar clase es algo muy, muy difícil. Doy fe. No hay nada como subirse a un estrado delante de, pongamos por caso, cincuenta chavales (ojo, les llamamos chavales, pero antes de ayer éramos como ellos) para que todas las gracias, chistes y chascarrillos que rodaban, ruedan y rodarán por un aula te parezcan bastante menos graciosos que antes.

Sigue leyendo

Gra

Violencia política en La Transición (II): Los grupos de izquierda radical.

Hace aproximadamente un mes subíamos a la web la primera parte de este serial sobre violencia política en la Transición española, dedicando el primer capítulo a la violencia perpetrada por los llamados nacionalismos periféricos. Pero las acciones perpetradas entre inicios de la década de los setenta y principios de los ochenta no sólo correspondieron a grupos cuya motivación principal para la lucha eran reclamaciones ligadas a la autodeterminación y/o independencia de sus respectivos territorios, también existieron otro tipo de bandas que actuaron en este período de tiempo y cuyas motivaciones para la lucha estaban relacionadas con la totalidad del territorio español.

Sigue leyendo

La Historia del Hip Hop (I)

Vista del barrio neoyorquino del Bronx
Vista del barrio neoyorquino del Bronx

El hip hop es un movimiento artístico-cultural, que surge a finales de los años sesenta en el barrio neoyorquino del Bronx. Allí se celebraban fiestas de la comunidad afroamericana donde se ponía diferentes tipos música, normalmente funk o blues, mientras se bailaba break dance. Poco a poco el movimiento fue evolucionando, los disc jockey pinchaban esta música a un ritmo sincopado, mientras hacían scratch, es decir mientras rayaban los discos de vinilo. Esta forma de realizar música procedía directamente de Jamaica, lo que agregó también a la comunidad jamaicana a la integración del hip hop. Como veremos tendrá gran repercusión en la América caribeña. El disc jockey era apoyado por un maestro de ceremonias (Master of Ceremonies o MC) quien intercalaba entre música y música unas palabras de presentación para amenizar la fiesta. Cuando el maestro de ceremonias no actuaba, los breakbeats boys (b-boys) bailaban break dance. Paralelamente a este movimiento, surgía en las paradas y trenes de metro un fenómeno curioso, aunque no está tan definido en su origen, el graffiti. Sobre el graffiti hay tantas dudas que primero habrá que definir qué es graffiti y que no lo es –será en el apartado dedicado al graffiti-.

Los griots son los juglares africanos
Los griots son los juglares africanos

No es casualidad que el hip hop surja entre la comunidad afroamericana en Nueva York. El hip hop no es más que un salto dado desde el África central hasta América, debido a los movimientos migratorios tras la descolonización. Muchas tribus centroafricanas tienen bailes que recuerdan al break dance, realizándose como tributo a los fenómenos atmosféricos. También, en otras zonas de África como Senegal, encontramos los juglares o griots africanos, quienes llevaban a cabo varios tipos de recitar poemas muy curiosos, tanto, que se considera el precedente del rap. La única diferencia es que los griots cantan y el rapero no –tema que recordaremos en el apartado de rap-. Estos juglares, fundamentalmente eran de dos tipos: signiflying, que tenían que recitar con el doble sentido de la burla a su contrincante y el playing the dozens, que tenían que recitar insultos con ingenio. Es el germen de las batallas de gallos, es decir, dos raperos en un escenario, que tienen que “insultarse”, de una manera ingeniosa o con un doble sentido. El más aplaudido es el vencedor. Todos los años hay varias batalla de gallos en España y América Latina, donde se presentan muchos raperos que, algunos, a partir de ahí pasarán a ser Master of Ceremonies.

Etimológicamente, hip hop significa: hip (saltar) hop (cadera). Este término procede de los propios disc jockey, cuando en las fiestas afroamericanas, saltaban de un plato a otro de la mesa de mezclas y pinchaba los vinilos, de ahí hip hop. Pero, este término lo emplea por primera vez, el rapero Afrika Bambaataa. KRS ONE fue el que aunó los cuatro elementos del hip hop: Break Dance, Rap, Graffiti y Djing. Actualmente hay un gran debate sobre la introducción de algunos elementos más al movimiento hip hop, como Beat Box,  los murales, el beatmakin o producción de fondos musicales (‘beats’), el poping, el locking, etc. e incluso otras manifestaciones no relacionadas con la música, como el baloncesto callejero, incluso en algunos sitios el fútbol callejero, el  Skateboarding –acrobacias con los monopatines- o la propia moda.

afrika bambaataa y DJ Yutaka en 2004
afrika bambaataa y DJ Yutaka en 2004

Visto esta pequeña introducción a la historia del hip hop podemos ver cómo se puede considerar el hip hop como un fenómeno cultura: tiene su forma artística de representación, su vocabulario propio, incluso, sus propias creencias en una declaración de paz del hip hop que se llevó a la ONU en el año 2001. Incluso, el componente que está dentro del panorama hip hop es el b-boy o b-girl. Éstos son los miembros que agrega la comunidad hip hop, tiene que ser una persona que esté en el mundo del hip hop, siendo aceptado por la comunidad e integrado en alguno de los cuatro elementos, o simplemente le guste y esté integrado de manera que pueda sentir que el hip hop es suyo, como parte de una cultura. El b-boy o b-girl, como antes hemos dicho, puede significar breakbeats boys, pero también, bad boys, lo que pasa es que este último término tiene gran confusión a su alrededor, hay quienes lo defienden y quienes lo niegan en absoluto. Pero, en definitiva el b-boy o b-girl es aquella persona que siente el hip hop como suyo. El b-boy, en general tiene un par de características que, en un principio son contradictorias, pero que irá siguiendo todos y cada uno de los elementos del hip hop: respeto y egocentrismo. Suena mal en un principio, pero tiene su explicación. La evolución del hip hop ha hecho que los b-boys defiendan lo suyo, como lo mejor realizado (ya sea un movimiento de break, unas letras de rap o unas firmas con spray), porque el b-boy se tiene que considerar el mejor, ¿por qué? Muy sencillo, el b-boy, como parte de la cultura, tiene que evadirse de las restricciones sociales, el movimiento hip hop es un movimiento reivindicativo, donde está en gran parte el llamado espíritu del 68, por eso no puede rendirse nunca e intentar ser el mejor, luchar por aquello que siempre ha soñado y llegar a ser lo que él siempre le gustó ser. Pero esto en el hip hop no es único, también hay que tener en cuenta que no estás solo en esto, tienes que tener respeto. Esta segunda característica es más importante incluso que la primera, sin respeto, en el hip hop no llegas a ningún sitio. El hip hop sigue en parte, una serie de reglas no escritas, donde el saltárselas significarían la exclusión por parte de la comunidad hip hop. Estas reglas las iremos comentando en cada uno de los apartados de este trabajo, que coinciden con los elementos del hip hop. El respeto viene desde las propias comunidades afroamericanas, donde el pequeño respeta al máximo a su mayor. Aquí el paralelismo que sigue es que la nueva escuela –integrantes recientes dentro de la cultura hip hop- tienen que respetar a la vieja escuela –generación de mayores que llevan muchos años integrando la comunidad hip hop-. En el vocablo hip hop será que la new school tiene siempre que respetar todo aquello que surja desde la old school.

Atentado Carrero Blanco

Violencia política en La Transición (I): Los nacionalismos periféricos.

La Transición Española, mitificada por unos y denostada por otros, está marcada por un buen número de hitos y días que se recuerdan sin dificultad: el 20-N, el 6 de diciembre, el 23-F, etc., pero si pudiéramos hacer un salto en el tiempo y nos trasladáramos al Madrid, Bilbao o Barcelona de la época, nos daríamos cuenta de que lo que probablemente más nos llamaría la atención por contraste con nuestra situación actual, es el grado de violencia y crispación política existente en el país. La década de los setenta supone para el sistema social y político español que se había labrado desde los años treinta una crisis en todos los sentidos. La muerte de Carrero Blanco, la apertura realizada por los tecnócratas, la enfermedad y posterior muerte de Franco, la Revolución de los Claveles en Portugal y la llegada de ministros con clara vocación reformista al gobierno sembraban de incertidumbre un panorama en el que diferentes corrientes y fuerzas buscaban reubicarse.

Sigue leyendo

OPEC PRODUCTION LEVEL

Cuando éramos reyes: la OPEP y la crisis energética de los setenta.

A pesar de que en España los consumidores no lo estamos notando en demasía, el petróleo lleva varias semanas de caída constante y generando quebraderos de cabeza a algunos gobernantes de países productores a los que no les salen las cuentas. Tras haber superado los 120 dólares el barril en épocas relativamente largas de bonanza (y gasto) para los países productores, muchos Nostradamus de nuestra época lanzaban el grito al cielo acerca de que el llamado peak oil, se encontraba a la vuelta de la esquina. Quizás se peque de ventajismo, pero con un barril brent en lenta pero estable caída y que ya se ha situado en torno a los 70 dólares el barril y con la elasticidad que ha demostrado tener el lado de la oferta (nuevas inversiones, fracking, implementación de energías complementarias, etc.) mantener que el petróleo se va a acabar relativamente pronto es, a día de hoy, cuanto menos algo aventurado. Sigue leyendo

Monseñor-Romero

La Iglesia Católica y la izquierda, una relación (no tan) extraña

El imaginario colectivo es curioso, en muchas ocasiones se impregna de arquetipos o tópicos basados en extender un pensamiento mayoritario a la totalidad del cuerpo que compone la institución, colectivo o tendencia en cuestión y ello genera una pasión bien extendida como es el frikismo, entendido el concepto friki como el diferente, el rompedor e, incluso en una devaluación del término, el revolucionario. Se puede aplicar esta descripción a la nueva estrella mediática de la Iglesia en España, la monja dominica Sor Lucía Caram. “Azote de los políticos” o “monja revolucionaria” son algunos de los apelativos que le otorgan los medios que dan cobijo y difusión a sus prédicas. Con un discurso populista (aquí está medianamente bien definido lo que es y ella lo conoce muy bien porque su país de origen es una potencia exportadora tradicional) de izquierdas ha despertado el apetito de las audiencias por ese rara avis que la consumen (porque la televisión también es consumo) con fruición mientras le asalta la sorpresa de cómo es posible que exista esa monja de izquierdas. Sigue leyendo

mercosur-San Juan

Mercosur: Un mito de la integración latinoamericana

Termina el Mundial de Brasil y las sensaciones para las dos grandes selecciones de América, Brasil y Argentina, son cuanto menos agridulces. Quizás con el tiempo se valoraran más los resultados, sobre todo con los recursos con los que ambos conjuntos enfocaban la competición, pero la finalización del Mundial también supone la vuelta a la normalidad de las sociedades argentina y brasileira.

Argentina y Brasil, Brasil y Argentina, no importa el orden de los factores de las dos tradicionales potencias de la región sudamericana, fronterizas y tradicionalmente en conflicto, no siempre del todo pacífico, por la hegemonía del subcontinente sudamericano, sobre todo durante unas dictaduras militares que buscaron enemigos fuera que focalizaran el fervor nacional (véase Malvinas).

Sigue leyendo

populismo

Cómo conocí a vuestro padre (político): Definiendo el populismo.

En el análisis político actual se han generado una serie de términos-comodín los cuales el tertuliano o el político de turno se encuentra muy acostumbrado a repetir una y otra vez cuando lo que dice el oponente no le gusta. Frases como: “su argumento es una falacia…”, “eso que usted dice es demagógico…” o “esa medida es populista…” son normales en cualquier confrontación política, el problema es que una gran parte de los que las utilizan desconocen los significados de dichos términos. Sigue leyendo